Remodela tu casa al estilo nórdico

remodelación de casas

Tenemos mucho que aprender de los escandinavos y otros pueblos del norte de Europa; son calmados, amantes del orden, prácticos y con un profundo sentido estético. Uno de los aspectos en que más destacan las personas de estas latitudes es la forma de remodelación de casas y la decoración de interiores. Aprende aquí cómo remodelar y decorar tu casa al estilo nórdico.

Claves del estilo nórdico para la remodelación y decoración

Comienza tu recorrido por la cultura nórdica aprendiendo las claves de su estilo de amoxicilina decoración y de remodelación de casas; a continuación, tienes las diez claves que caracterizan la visión de los nórdicos para la decoración de interiores:

Sencillez

El minimalismo es fundamental para los nórdicos, olvídate de los muebles suntuosos, los adornos muy elaborados, las cornisas, los pasamanos muy prolijos y otros detalles por el estilo; selecciona muebles minimalistas y elimina los detalles sobrantes en paredes, escaleras y otros espacios. Se prefieren las formas geométricas bien definidas, tanto en los adornos como en el mobiliario. Los adornos deben tener formas geométricas regulares y bien definidas.

Funcionalidad

En la casa y otros espacios nórdicos no hay ningún artículo superfluo, cada pieza del mobiliario cumple con una función; incorpora pocos adornos, y además estos deben ser discretos y adaptarse no resaltar demasiado sobre todo el conjunto.

Armonía de conjunto

Nada destaca demasiado sobre todo lo demás, cada elemento está perfectamente integrado al diseño y la decoración.

Mezcla de lo exclusivo y lo económico

Los nórdicos no tienen ningún complejo a la hora de escoger los elementos para la decoración de sus hogares y oficinas, ni discriminan las piezas por su valor o exclusividad; siempre y cuando se adapte al entorno, todo vale.

Colores claros

La paleta cromática nórdica da prioridad a los colores cálidos en tonos pastel, los cuales reflejan más la luz; aunque también admite el gris, siempre y cuando sea claro; otra excepción es el blanco, el color principal en este sistema de decoración.

Ventanas y más ventanas

En el extremo norte de Europa, las horas de sol al día son muy escasas, por tal razón, los nórdicos aman la luz; esto se refleja en los tragaluces y ventanales amplios que abundan en todos sus espacios y los colores que reflejan la luz.

Gusto por la estética retro

Todos en Escandinavia y otros países nórdicos aman la decoración con temática de los 50 y los 60. En el rincón menos esperado puedes encontrar algún detalle vintage, si no es que toda la decoración sigue esta tendencia.

Materiales ligeros y sencillos

Los muebles y paneles nórdicos están realizados con materiales lo suficientemente densos como para garantizar su funcionalidad, pero, a la vez, muy ligeros. Es muy común la utilización de madera prensada y de los paneles de formica y baquelita. También se admiten el plástico y el aluminio, siempre y cuando no rompan la armonía del conjunto.

Integración de elementos de uso cotidiano

Las ollas y sartenes, el teléfono, el televisor, hasta la ropa y el calzado… todos los elementos de uso común aportan a la decoración.

Gusto por lo natural

La decoración de estilo nórdico incorpora plantas como ninguna otra; otros elementos naturales que pueden integrarse son algunos troncos de árboles como soporte de una mesa, como asiento o para apoyar los pies, así como cojines de pelo y ramas secas; esto es común sobre todo en las cabañas rústicas del Norte de Noruega, Suecia o Finlandia.

En definitiva, el estilo nórdico de decoración tiene lo suyo; se pueden encontrar en él influencias de otros estilos y tendencias de decoración, como el estilo postindustrial, el vintage, el estilo minimalista y el rústico, con ellos tendrás espacios de aspecto discreto y moderno, sin perder la elegancia. La asesoría de una compañía de arquitectos como la nuestra, no te vendría mal si tienes dudas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estamos a un paso del espacio ideal, hagámoslo juntos.

¿EMPEZAMOS?